N O T I C I A S:

OPINIÓN. El gran huayco político, por Agugusto Álvarez Rodrich

jueves, 19 de enero de 2017

 El gran huayco político, por Agugusto Álvarez Rodrich (La República)

Las revelaciones por venir de las investigaciones Lava Jato pueden terminar siendo el gran huayco que se lleve por delante el sistema político peruano, demoliendo trayectorias, trastocando cronogramas, y creando espacios para opciones nuevas.
En parte, es lo que ya viene sucediendo pues, para empezar, una amplia mayoría de la opinión pública cree –según la última encuesta de Ipsos– que el elenco estelar de la política peruana ha recibido sobornos de una constructora brasilera en el marco del caso Lava Jato:
Eso cree 96% sobre Alan García en su segundo gobierno; 95% sobre Ollanta Humala; 94% sobre Alejandro Toledo; 80% sobre Alan García en su primer gobierno; 79% sobre Susana Villarán; 78% sobre Alberto Fujimori; y 76% sobre Luis Castañeda.
Consecuente con lo anterior, se ha producido una caída importante en la aprobación ciudadana a las principales figuras políticas del país.
La aprobación al presidente Pedro Pablo Kuczynski cayó en el último mes en ocho puntos porcentuales según Datum y en cinco según Ipsos, mientras que la lideresa de la oposición, Keiko Fujimori, tuvo, en el mismo lapso, un incremento de ocho puntos en su desaprobación, logrando un peor balance de popularidad que el de PPK porque su aprobación es de 38% y su desaprobación de 55%.
A su vez, la popularidad del ‘teflón’ de la política peruana, Luis Castañeda, se movió de tal modo que, en enero, por primera vez en su actual mandato, tuvo una desaprobación (51%) superior a su aprobación (45%), siendo su caída estrepitosa en los niveles E (28 puntos) y A/B (18 puntos).
El resultado es igualmente lamentable cuando se pregunta al ciudadano por su confianza en instituciones que, de distintas maneras, son relevantes para el procesamiento de las investigaciones del caso Lava Jato: El 68% no confía en el Poder Judicial, y 67% piensa lo mismo del Congreso, 57% del Ministerio Público, 57% del gobierno, y 42% de la prensa.
Lo del congreso es particularmente preocupante pues 77% siente –según Ipsos– que no lo representa, y cuando se pregunta por bancadas, la ciudadanía concluye que ninguna está capacitada.
Pero este cuadro político actual, que ya es bastante negativo, puede ser agua de malva comparado con lo que ocurrirá cuando revienten las revelaciones, desde Brasil, de los nombres precisos que fueron sobornados, demoliendo trayectorias, trastocando cronogramas, y creando espacios para opciones distintas y generando ilusión en los aspirantes a outsider.
Comparte este artículo en :
 

© Copyright radioperuinka 2016 | Director General Periodista Julinho Aguirre Soto | |Lima Perú.